foro jurídico integridad en las empresas

Integridad en las organizaciones empresariales

Existe una necesidad apremiante de integridad en las organizaciones empresariales como entes gremiales de empresas, con la dualidad de las buenas prácticas internas y, como agentes de cambio con cada una de las empresas afiliadas.

Asegurar que México es un país de riesgo a la corrupción, es un acierto y solo debemos prestar atención a los indicadores: el de percepción a la corrupción que nos posiciona en el ranking mundial en 124 de 180, score de 31/100 según transparencia internacional[1]; el de estado de derecho que nos da el desastroso lugar 113 de 139 países de World Justice Project[2]; el índice global de impunidad que nos da la posición 60 de 69 países -con puntaje 49.67- del Centro de Estudios sobre la Impunidad y Justicia de la UDLAP[3]; y por si fuera poco, cerrar con el indicador de que en México no se denuncia el 94% de los delitos que se cometen y menos del 1% son resueltos según Impunidad Cero[4]; además de lo anterior, el sombrío clima de inversión se ve afectado por las situación de inseguridad, incertidumbre, corrupción y condiciones económicas.

En la otra cara de la moneda, somos los empresarios, las mismas personas que debemos trabajar para fortalecer la estructura y el funcionamiento de nuestro negocio, desde el cumplimiento normativo y la prevención hasta las malas prácticas corporativas. Tenemos la tarea de demostrar que no somos organizaciones de riesgo, para estar en condiciones de hacer negocios, acceder a cadenas de suministros, obtener financiamientos a mejores tasas o, entre muchos beneficios, simplemente estar en condiciones de aprovechar el entorno global.

El conflicto entre Estados Unidos y China, así como la Invasión de Rusia a Ucrania, representa oportunidades para México; sin embargo, ¿qué haremos para aprovecharlas? Aquí es donde debemos olvidar al gobierno paternalista y en el sector empresarial hacer lo propio para atraer inversiones, solidificar a nuestro mercado y exportar a nuestras empresas. Nada de esto será posible, si no acreditamos “con evidencia” que somos organizaciones con vocación a la integridad.

Las Cámaras y Confederaciones como entes de interés público que tienen entre su objeto, la representación, promoción y defensa de los intereses generales del comercio, los servicios, el turismo o de la industria según corresponda, como actividades generales de la economía nacional anteponiendo el interés público sobre el privado, así como actuar como mediadoras, árbitros y peritos, nacional e internacionalmente, respecto de actos relacionados sus las actividades[5], tienen la responsabilidad de hacer frente de manera contundente a la integridad corporativa y prevención de malas prácticas, responsabilidad social y compromisos contra el cambio climático, así como la automatización tecnológica.

Estos organismos empresariales tienen una dualidad ante la integridad, en el sentido interno porque llegó la hora de cambiar sus modelos de gobernanza, gestión de riesgos y transparencia ante sus agremiados, mediante programas de integridad efectivos que terminen con prácticas de conflictos de interés, opacidad financiera y catapultas políticas, es decir, es el momento en que los agremiados sientan el poder de la unión y trabajo en equipo, con la finalidad de consolidar a México ante el entorno global y para ello, debemos comenzar en fortalecer al mercado interno comenzando por casa y; el sentido externo que extienda las políticas de integridad a sus agremiados con un efecto expansivo al cumplimiento y prevención a las malas prácticas, para que adopten este tipo de estándares y accedan al grupo selecto de empresarios con buena reputación.

No tengamos duda que apostar por la integridad es la apuesta correcta, porque ante la globalidad y oportunidades, tendremos la necesidad, por eso es mejor anticiparse. En conclusión, los organismos de representación no sólo deben asumir el compromiso, sino poner el ejemplo. Como lo dijo Carl Rogers: “llevar una vida regida por la verdad, la honestidad y la integridad no sólo coincide con la prédica de la moral, sino que, precisamente, produce un estado de integridad y paz internas”.


[1] Transparencia Internacional, 2021, “corruption perceptions index”, consultar en la web: https://www.transparency.org/en/countries/mexico . Fecha de consulta: 31 de octubre de 2022.

[2] World Justice Project, 2021-2022, “ndice de Estado de Derecho en México”, consultar en la web: https://worldjusticeproject.mx/indice-de-estado-de-derecho-en-mexico-2021-2022/. Fecha de consulta: 31 de octubre de 2022.

[3] Centro de Estudios sobre Impunidad y Justicia, 2020, “Índice global de impunidad”, consultar en la web: https://www.udlap.mx/cesij/. Fecha de consulta: 31 de octubre de 2022.

[4] Impunidad Cero, “El tamaño de la impunidad en México”, consultar en la web: https://www.impunidadcero.org/impunidad-en-mexico/#/. Fecha de consulta: 31 de octubre de 2022.

[5] Art. 7, fracciones I y V de la Ley de Cámaras Empresariales y sus Confederaciones.

COMPARTIR

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Artículos

RELACIONADOS

EL FORO DONDE SE DIFUNDEN Y ANALIZAN LAS NOTICIAS

Recibe noticias semanales

Suscríbete a nuestro boletín

Foro Jurídico © 2021