foro jurídico Justicia laboral

Justicia Laboral: Entre la saturación y el colapso

Cada vez que nos enteramos de una nueva ampliación en la suspensión de labores, ya sea de las Juntas Locales de Conciliación y Arbitraje, la Federal, el Tribunal Federal entre muchos otros órganos impartidores de Justicia, no podemos evitar sentir una terrible inquietud y preocupación.

 

Cierto es que, las medidas de prevención requieren imponer acciones de distanciamiento social, pero al mismo tiempo, el complicado engranaje de la impartición de Justicia Laboral se va oxidando a medida que incontables audiencias dejan de celebrarse, diligencias quedan sujetas a reprogramación y el principio de prontitud queda eclipsado.

 

El día de hoy (11 de junio), la Academia Mexicana del Derecho Procesal del Trabajo, a la cual esta autoría tiene el honor de pertenecer, realizó un interesante ejercicio virtual; celebrar una audiencia de Conciliación, Demanda y Excepciones, así como de Ofrecimiento y Admisión de Pruebas a través del uso de una plataforma digital, un simulacro a nuestro parecer muy enriquecedor y atinado, ya que la propuesta es una; si incluso la mismísima Suprema Corte de Justicia de la Nación, sesiona por medio del uso de “video conferencias”, ¿qué evita que todos los órganos impartidores de Justicia, no solo la Laboral, hagan un esfuerzo por aplicar este tipo de mecanismos para mermar el atraso natural que ha generado la pandemia que vivimos?. Claro que tiene que ser un esfuerzo conjunto y coordinado (litigantes, partes involucradas, tribunales, gobierno administrativo, etc.), pero los primeros pasos deben ser dados a la brevedad.

[Te puede interesar: Digitalización en la Justicia Laboral; una necesidad imperante.]

 

Esta misma semana, la Junta Local de Conciliación y Arbitraje de la Ciudad de México, dio banderazo inicial al SIREDE (Sistema de Recepción de Demandas), mismo que funciona de manera electrónica, lógicamente es muy pronto para valorarlo, pero en breve estaremos haciéndolo, lo que podemos resaltar es que, si bien es una determinación positiva, no basta para opacar la saturación venidera, ya que las audiencias a señalarse no están contempladas para ser celebradas de manera remota.

 

El hecho es que, los estragos económicos que han impactado en nuestro país y en el resto del mundo, han generado pérdidas de empleo, laceración de las relaciones laborales y un replanteamiento general de las funciones de trabajo al interior de las empresas, ello sin mencionar la falta de apoyos económicos y estímulos fiscales al sector micro y pequeño empresarial por parte de las autoridades, que finalmente se traducirá en una oleada de conflictos judiciales que las Juntas de Conciliación y en su caso los nuevos Tribunales Laborales, deberán afrontar. Por lo tanto, si bien es de esperarse una saturación, es muy importante hacer y proponer lo necesario para evitar un colapso.

 

No olvidemos que no solo existe la posibilidad de una saturación de nuevos asuntos, sino que ya existen innumerables diligencias y audiencias que reprogramar, por lo que la impartición de Justicia Laboral se enfrentará no solo a un alto número de nuevos asuntos, sino también a la regularización de otros tantos ya activos, por lo que los recursos humanos y financieros de los organismos podrían no ser suficientes para afrontar la crisis en el horizonte, siendo el apoyo de los recursos tecnológicos una posible solución para evitar atrasos y asegurar medidas de salubridad para todos los usuarios.

 

 

 

 

COMPARTIR

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Artículos

RELACIONADOS

EL FORO DONDE SE DIFUNDEN Y ANALIZAN LAS NOTICIAS

Recibe noticias semanales

Suscríbete a nuestro boletín

Aviso de Privacidad

Foro Jurídico © 2021