foro jurídico SCJN

Corte en la Suprema Corte y en donde se pueda, o se dejen.

Parece que, con elementos probatorios en mano, o en el escritorio de Santiago Nieto Castillo, de la Unidad de Inteligencia Financiera de la SHCP, que serían el soporte para la acción de la Fiscalía General de la República, y de Eréndira Sandoval, de la Sría. de la Función Públ., renunció o forzaron su dimisión, el Min. Eduardo                Medina Mora -funcionario transexenal -entre gobs. de Fox y Calderón; multifacético (en dos poderes feds., ejecut. -Srio. de Seg. Pub., y Procurador Gral. de la Rep., y judic., Min. de la SCJN-.

Su salida es para enfrentar la investigación, de una posición altamente privilegiada, a la que entró “con calzador”, usado éste por Felipe Calderón, quien a fuerza, como fuera, quería que su apadrinado resultara electo, quedando, “haiga sido como haiga sido”.

Sabe quién o quiénes se oponía(n), a que fuera ministro -tal vez desde adentro del propio Máximo Tribunal-, pero sus méritos profesionales, académicos, o jurisdiccionales, nunca los vi, lo que corroboré durante los años que estuvo: una grisácea labor que daba pena verlo con toga y birrete.  Es uno de esos ministros, a los que les queda grande la investidura, y la vestimenta; ingresar a la Corte por gestiones políticas a su favor, y no por atributos-méritos, debe de ser, para quien está consciente de eso, un peso duro, que se les aligera con tan altísimo salario: casi $600.000.00 mensuales.

Con tan pobres intervenciones en las discusiones jurisprudenciales, duró mucho ahí, sin aportar nada a la “doctrina o teoría jurisprudencial” -claro que doctrina y jurisprudencia son fuentes jurídicas distintas-, pero crear jurisprudencia, pasa por un proceso de construcción teórica, con doctrina a la vista y precedentes, hasta tener las 5 resoluciones que la conforman.

Diferencia abismal entre Medina y J. Ramón Cossío, quien acaba de recibir el Premio Nacional de Jurisprudencia, él sí, con sobrados conocimientos y méritos académicos, para ser designado en su momento, y judiciales, para mí con brillantísimo desempeño, con ese bagaje jurídico doctrinal que posee como profr. Investigador, quien fue coordinador de la carrera de Derecho del ITAM.

Todas las veces que vi a Medina en las sesiones, como que no encajaba en la colegialidad del debate jurisprudencial; es que son tan diferentes los ámbitos de los que arribaba, al que llegaba, que solamente muy sabio -un Jorge Carpizo verbigratia-, hace posible que no obstante lo distinto, el desempeño es similar en calidad, acorde a la función. Pasar del de la seguridad, al de procuración de justicia y luego al jurisdiccional, materialmente no es difícil, el punto es la calidad y eficiencia con la que se desarrolle uno y otro.

Por cierto, algún teórico del Estado, plantea que hay inconvenientes éticos en ejercer un cargo en uno, dos o tres poderes, secuencialmente, lo que yo replanteo aquí, que ni la sabiduría entonces para ocupar cargos en uno y otro, la justifican.  Carpizo, en donde estuvo, desde el Inst. de Investigaciones Jurídicas de la UNAM, la Rectoría de la misma – aunque hubo fuerte oposición para que la cambiara, como lo intentó-; la CNDH -1er. Pdte., 1994-, la PGR, varias Srías. de Edo., y la Ministratura de la Corte.

2

 

Ahora, y quien, o quiénes están emprendiendo el “corte de la Corte”, y para qué? Dos Pdtes: L. Obrador, de la Rep. ,y Arturo Zaldívar Lelo de Larrea, de dicha SC.

El primero, como hemos visto, trae una transformatitis de las instituciones, a las que “mandó al diablo“ más de una vez,  lo que en el poder está consumando, mandando a las existentes, para  crear las propias, pero no en el fondo para transformarlas, moralizarlas, sino controlarlas Roberto Rock L.,  intitula su art. de hoy en El Universal: “La captura de la Corte”-, lo que en casos como el de la PF, ha tenido un efecto boomerang; en lo de Culiacán, más de uno -yo, que fui ahí Subdir. de Área, y Oficial-, extrañó las investigaciones científicas y planificaciones y ejecuciones de operativos contra grandes capos, como el de la reaprehensión de “el Chapo”..

La reforma del Poder Judicial Federal -la que seriamente debieran de emprender  al unísono los legisladores morenistas en los edos., cuyo poder judicial el país, es mala copia del nepotismo, cuarismo del federal.  La dichosa 4T..tentación de tener el “poder absoluto”, que luego -Lord Acton-, produce “corrupción aboluta “, parece que es federal, central, no nacional.

Ahora, por lo que anuncio en el encabezado esta entrega, de En donde se pueda   y se dejen”, es porque todos los organismo constitucionalmente autónomos “están en la mira del Pdte.:  Ahora mismo, ante la renovación próxima de la presidencia de la CNDH, se ve el intento de incidir para colocar a alguien a fin al eje. fed., y por eso los ataques iniciales  al actual pdte., y parte de ello es no haber asistido a su informe anual.  El pdte. y sus continuas actitudes pueriles de un adulto mayor de 66 años, de ser indiferente y hasta grosero, a lo que ya quiere y le urge destruir, para poner a los suyos; la “dictadura perfecta “-Vargas Llosa-, podría tener una 2a. Versión, con ex priistas, ex panistas, y ex perredistas, cuyos otros colores; otra camiseta, no quita inclinaciones dictatoriales, que son genéticas.  Las instituciones que se dejen, que no defiendan su autonomía, correrán la misma suerte -mala-, de ser bombardeadas mediáticamente, acusadas de corrupción sin fundamento, y destruida sin elemental derecho de audiencia.

COMPARTIR

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Artículos

RELACIONADOS

EL FORO DONDE SE DIFUNDEN Y ANALIZAN LAS NOTICIAS

Recibe noticias semanales

Suscríbete a nuestro boletín

Aviso de Privacidad

Foro Jurídico © 2021